RUTA 15

Barranco del Avenales

Cómo llegar: Sur de la provincia. Desde Soria se tomará la A-15 hasta Medinaceli, tomándose aquí la antigua nacional II, dirección Zaragoza y saliendo en la salida 154 en dirección Lodarés y Jubera. Siguiendo por la antigua nacional II, llegaremos hasta el pueblo de Somaén base de partida de esta ruta, aunque también podríamos empezarla desde Velilla de Medinaceli cuyo acceso habremos dejado unos kilómetros antes, a la derecha.

Figura de Protección: Ninguna figura de protección.

Tipología: Pequeño cañón calizo excavado por el arroyo del Salobral de Avenales, entre el pueblo abandonado del mismo nombre y el río Jalón, en Somaén. 

Acceso: La única posibilidad de acercarnos a estos dos pueblos es por nuestros propios medios, ya que no existe ningún tipo de transporte público.

Dificultad: Escasa. Existe un camino que torna en sendero, señalizado como GR86 que nos permite realizar el recorrido sin mayores dificultades.

Duración: Variable, dependiendo de nuestro interés, aunque el itinerario propuesto, recorrido de ida y vuelta puede llevarnos de 5 a 6 horas.

Época del año: La primavera y el otoño son los momentos ideales para la observación de las aves más típicas, pero también el invierno puede depararnos observaciones interesantes.

Observaciones: Ninguna de particular interés. 

Itinerarios propuestos

dónde ver aves

El valle del Jalón en todo este sector de la provincia de Soria es una sucesión de valles y pequeños cañones inscritos en los roquedos calizos de este sector del sistema ibérico. Especialmente significativos son los ríos y arroyos de toda la margen derecha del Jalón que, en mayor o menor medida, descienden todos en un sentido claro norte-sur desde las estribaciones de la Sierra del Solorio, entre 1270 y 1350 metros de altitud. 

En este sector aparece el río Blanco, el río más importante y constante en su caudal, dado que se nutre de los manantiales que drenan buena parte del Páramo de Layna, del pequeño arroyo del Salobral de Avenales y del río Jalón, que en este tramo se muestra como un río de montaña de aguas bravas y rápidas.

Todos estos ríos han formado hoces y cañones de envergadura variable. Precisamente el final del barranco de Avenales y el entorno del pueblo de Somáen, muestran las paredes más grandes y atractivas. En sí mismo, el pueblo de Somáen, merece ya una visita dado su disposición, emplazamiento y urbanismo. Los ríos apenas si tienen vegetación arbórea destacada. No así ocurre con las laderas, cubiertas en todo este sector por un exuberante encinar. 

1 La ruta principal discurre por el barranco de Avenales, entre este pueblo y Somaén. Este recorrido puede ser de ida y vuelta, pues apenas son 3,5 y medio. De todas maneras, para los que les guste andar es muy recomendable hacer un recorrido circular. Saliendo de Somaén, llegaremos a Avenales. De allí sale un camino hacia el oeste que en dos kilómetros nos hará llegar a Velilla de Medinaceli. 

A partir de aquí tendremos que ir por la carretera local que baja hasta la antigua nacional en el Jalón, pudiendo ver un tramo de encinar fantástico, así como el roquedo del valle desde mayor altura. Antes de llegar allí podemos acercarnos un poco a la antigua central de agua de Velilla, un pequeño azud colgado en el valle que alimenta la central hidroeléctrica del río Blanco. 

Una vez que lleguemos a la antigua carretera, seguiremos por aquí hasta Somaén, parando medio kilómetro antes en el antiguo molino, y acercándonos a la cueva grande que, equipada con múltiples elementos de escalada, puede deparar observaciones interesantes como los treparriscos que pueden parar en la temporada otoño-invernal. 

Descargas de tracks y rutas

Rutas en familia

dónde ver aves

A La Chorronera. El río Blanco es una pequeña maravilla. Entre unas rocas de toba, el río se despeña formando una pequeña cascada llamada “La Chorronera”, a la cual se accede por un camino señalizado desde Velilla, donde dejaríamos el coche.

El típico paseo donde ver especies de aves comunes: jilgueros, pardillos, trigueros, tarabillas comunes, chochines, pitos reales, picos picapinos, mirlos…En la chopera en la que se enmarca la cascada aparecen un buen surtido de aves en primavera, como oropéndolas, abejarucos o tórtolas comunes.

B Jubera. Enclavado entre las paredes rocosas que forma el río Jalón a su paso es también un buen punto para la observación de aves. Desde el pueblo sale una pista asfaltada que va remontando la ladera y que cruza por debajo de la autovía en dirección al pueblo abandonado de Valladares.

Una opción será llegar hasta allí y ver un paisaje mediterráneo de alternancia de cultivos, matorrales y pequeños bosquetes pero si no, simplemente con dar un paseo por el tramo asfaltado sirve para ver buena parte de las aves de matorral más típicas de aquí con especial preferencia por currucas rabilarga y cabecinegra, roquero solitario, collalba gris y rubia…Si nos acercamos por un camino (B.1) hacia las ruinas de un antiguo castillo, podremos tener unas vistas espléndidas de todo el valle: buitre leonado y águila real, están casi asegurados en toda época. 

Épocas del año

para ver las aves

El curso alto del río Jalón nos puede deparar la observación del mirlo acuático. Desde el mes de enero podríamos oír como cantan los machos delimitando su territorio frente a otros congéneres. Crían muy pronto, pues en marzo puede haber nidos. También en enero-febrero empiezan a cantar los búhos reales. Toda esta comarca es rica en búho real, aunque sea a veces muy discreto. Junto a buitres leonados, alguna chova piquirroja y otras pequeñas aves forestales nos animan en lo meses de invierno dentro de, en general, una parca representación en número de especies. 

En marzo habrán llegado los aviones roqueros. En zonas más cercanas están todo el año, pero aquí, todavía se van. Lo mismo se puede decir de los roqueros solitarios, pues algún ejemplar, y no siempre, puede quedarse todo el invierno. Lo normal es que casi toda la población abandone los roquedos los primeros días de noviembre volviendo a lo largo de febrero-marzo. En esas fechas podremos ver los celos de dos de las rapaces más espectaculares de los cortados: el águila real y el halcón peregrino. Este último aparece en cortados del Jalón y el águila en el valle de Avenales. 

Recordamos de nuevo lo importante que es no molestar a las aves en sus zonas próximas de nidificación. Son momentos muy delicados en los que las molestias cuando empiezan la cría pueden llevar al abandono de las puestas. 

Cuando halcones y águilas empiezan a criar será el momento en el que lleguen los alimoches. Una pareja también aparece en el entorno de Somaén. En el mismo cortado, junto a los buitres, aparece otra de las especies más características de este cañón: el vencejo real.  Roqueros rojos, golondrinas daúricas y aviones comunes completan la lista de aves rupícolas. Pero también en mayo y junio han llegado muchas otras especies estivales. Con los bosques y laderas existentes, las currucas son las reinas de estas zonas. Y aquí tenemos casi todas las especies, salvo la zarcera, que solo se presenta en paso. La curruca cabecinegra, que es bastante inhabitual en Soria, aparece con buenas densidades aquí. Carrasqueñas y mirlonas en el encinar; rabilargas y tomilleras en las laderas de Avenales a Velilla y capirotadas y, más escasas, mosquiteras, en el Jalón y en el último tramo de bosque de ribera en el arroyo del Salobral. La densidad de mosquiteros papialbos, zarceros comunes y otras aves de esos entornos es muy destacada. 

Mirlo acuático (Cinclus cinclus)

Especies

más representativas

Reproductores: Alimoche común, buitre leonado, culebrera europea, azor común, gavilán común, águila real, aguililla calzada, búho real, torcecuello, avión roquero, vencejo real, tórtola europea, lavandera cascadeña, mirlo acuático, roquero rojo, roquero solitario, curruca tomillera, curruca mirlona, curruca cabecinegra trepador azul, oropéndola, chova piquirroja, picogordo, escribano hortelano. 

Invernantes: Chocha perdiz, bisbita común, acentor alpino, lúgano.

Observaciones en paso: Treparriscos, camachuelo común.

life-ricoti
life-ricoti

Bird watching Soria, es un proyecto coordinado por el Departamento de Desarrollo y Turismo de la Excma. Diputación Provincial de Soria.

life-ricoti

Conservación de la alondra ricotí y su hábitat en Soria (España). LIFE15 NAT/ES/000802

Proyecto financiado por la Unión Europea.

© Bird watching Soria - 2022

Con el principio kiss